Codhez presentó su informe anual sobre la situación general de Derechos Humanos en el Zulia

La Comisión para los Derechos Humanos del estado Zulia (Codhez), mostró como puntos principales las libertades personales y el debido proceso, los derechos políticos en el contexto de la ilegítima Asamblea Nacional Constituyente (ANC), y los derechos de las comunidades y pueblos indígenas

La ONG expuso a través de su coordinadora general, Daniela Guerra, el informe anual sobre la situación general de DDHH en el Zulia. El texto se presentó en el salón Hall de presidentes de la Cámara de Comercio donde estuvieron presentes diversas organizaciones zulianas.

Guerra explicó que Jorge Luis González, concejal de Primero Justicia (PJ), representó la primera detención arbitraria por fuerzas de seguridad del estado venezolano en el 2017. Esta ocurrió el 11 de enero de ese mismo año y lo imputaron por tentación de objetos explosivos.

Recordó que Eduardo García, joven detenido en el 2014 luego de participar en una cadena humana en las inmediaciones de la Universidad Rafael Belloso Chacín (Urbe), estuvo recluido “injustamente” por dos años, diez meses y 23 días en el Sebin Maracaibo, luego de imputarlo por un “supuesto” incendio. Criticó que cuando el tribunal emitió una orden de libertad, el Sebin tardó 20 días en liberarlo.

Denunció que a medida que las protestas en contra del llamado a la ilegitima ANC crecían, la represión de las fuerzas de seguridad incrementaron y que luego de la desalineación de Luisa Ortega Díaz, ex fiscal general de la república, con el partido de gobierno, “la mayoría” de los detenidos fueron llevaron a tribunales militares. Desde abril hasta julio, en el  Zulia hubo 635 detenidos, 245 presentados a tribunales ordinarios y 160 a tribunales militares.

Guerra lamentó que todos los detenidos estuviesen recluidos en comandancias militares y policiales que no estaban habilitados para albergar grandes cantidades de personas y donde se les negaba el acceso al baño y al agua. Durante ese periplo, fueron trasladados a Desur (antiguo Core 3), Sebin Maracaibo, Cicpc aeropuerto y la base militar del aeropuerto.

Enfatizó que los acusados fueron sometidos a «tratos inhumanos y degradantes»: “Golpes, tirraje como esposas, abuso sexual, horas bajo el sol, baños con gasolina”,  entre otros.

Libertad de prensa

Dentro del informe también se criticó la censura a los medios de comunicación y los ataques como el que sufrió el diario Versión Final – donde se quemaron vehículos con bombas molotov – las deficiencias en el suministro de papel para las imprentas y las detenciones de algunos periodistas zulianos y extranjeros.

Descarga el informe completo aquí: Informe-anual-2017—Codhez

Compartir en

Deja un comentario